La trascendencia Mundial de los crímenes en Ford

DDHH
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

La sentencia  a los responsables civiles del secuestro y torturas perpetrados contra trabajadores de la planta automotriz durante la última dictadura  tuvo relevancia en los medios de más audiencia en el mundo.

Hace pocos días, se sentenció al ex gerente Pedro Müller y al ex jefe de seguridad Héctor Sibilla de la empresa Ford a 25 años por complicidad con el gobierno de facto para torturar a trabajadores sindicalizados de la empresa durante 1976 y 1977. Además, al represor Santiago Rivero, quien es el militar vinculado a esta causa fue condenado a quince.

La causa tuvo una repercusión  en los medios más influyentes a nivel global, entre ellos; Le Monde,  New York Times, El País, The Washington Post, Sputnik, BBC etc. Paradójica pero no extrañamente, muy pocos medios argentinos tocaron el tema.

Cabe destacar que es la primera vez que directivos de una multinacional son juzgados por delitos de lesa humanidad

Ford está implicada en la represión dirigida a los trabajadores: desde sus más altas jerarquías se marcó a los que estaban sindicalizados y entregó listas negras con los nombres de muchos de los que poco después fueron secuestrados.

Además, aportó vehículos para que usaran las bandas que secuestraban y los quinchos de la planta para que funcionara un campo de detención y torturas.

Iris Avellaneda, Co-presidenta de la Liga Argentina por los Derechos Humanos (Ladh), calificó como “muy importante” la trascendencia mediática mundial que tuvo el juicio. Sin embargo, criticó a la gran mayoría de los locales por no haberle dado importancia.

“Este juicio fue uno de los más relevantes por lo que significa Ford y segundo por la importancia de condenar a  civiles”, sostuvo Iris, y fue contundente cuando dijo que “el lema de Memoria, Verdad y Justicia en este caso se cumplió como corresponde”.

Además, recalcó la alegría y la emoción que se vivía en el tribunal de San Martin cuando se conocieron las condenas, por toda la gente que acompañó y por lo difícil que fue conseguirla. “Innumerables veces el poder judicial cajoneó esta causa” afirmó la Co-presidenta de la Ladh.

Por último, Iris fue clara cuando remarcó que “hay que estar en la calle luchando contra este gobierno y seguir exigiendo justicia”. En este sentido, advirtió que “no hay que dormirse en los laureles con estos tipos, porque representan la dictadura y tienen muchos funcionarios vinculados a ella”.