Los jubilados de la Conat se reunieron con el Anses

Política
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Desde el Movimiento Jubilados de Liberación mantuvieron un encuentro con la dirección del organismo en el que le remarcaron las dificultades y las demandas urgentes que necesita el sector.

“Planteamos en primer lugar que la situación amerita un aumento de emergencia para el sector, perdimos un veinte por ciento con Macri y seguimos perdiendo con el índice inflacionario actual”, enfatizó Juan Carlos Serra, referente del Movimiento Jubilados de Liberación, tras el encuentro que el espacio de la Conat sostuvo este miércoles con miembros de la dirección del Anses.
En cuanto a la nueva ley de movilidad que reemplaza la que el Gobierno Cambiemos implementó en 2017, Serra recalcó: “a las autoridades de la Anses les señalamos que estamos de acuerdo con la ley de movilidad, pero necesitamos una cláusula que se encuentre atada a la inflación”. Asimismo, en la reunión donde también se hizo presente Mario Alderete, de la Conat, se llevó la problemática de la moratoria, haciendo énfasis en la necesidad de una moratoria que garantice que todos los compañeros se puedan jubilar. Otro tema fue el de la vivienda, en el que se mencionó la asfixia que atraviesan quienes alquilan y poseen una jubilación mínima.
Serra, también Secretario General Adjunto de la Confederación de jubilados, pensionados y adultos mayores, marcó en la reunión la complejidad en la atención al sector, ante las medidas adoptadas por el Coronavirus. “Todos los días tenemos casos que resolver. En Anses y Pami no hay respuestas presenciales, hacer trámites por internet es engorroso y por ende acordaron darnos un teléfono”.
Desde el MJL puntualizaron en la crítica situación que atraviesa el pueblo argentino. Ante esto, Serra expresó que “la respuesta de los representantes de Anses fue que hicieron lo que era posible y que la fórmula daría como resultado un aumento importante, a lo que señalamos que tiene que haber un aumento de emergencia y fuimos claros: con el FMI nada. Marcamos con preocupación que las exigencias del Fondo sean escuchadas por el gobierno”.
La crisis sistémica se agudizó con el Covid-19 y las respuestas salieron de los bolsillos de las grandes mayorías. En ese marco hay que enfrentar a los sectores concentrados, quienes buscan día a día que la situación sea más compleja para los que menos tienen. De esa manera, Serra fue claro al aseverar que “hubiésemos metido un impuesto mayor a las fortunas, hubiésemos sacado la plata de otro lado. Hay que estar alerta ya que el FMI busca cambios previsionales y laborales, lo que atentaría contra nuestros derechos. Ser parte del FDT no quiere decir que vamos a estar callados, de esta manera no se facilita la pelea contra la derecha”.