Uruguay: sigue la pulseada

Mundo
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

La alianza gobernante se abroquela para resistir el desafuero del senador Guido Manini Ríos a quien se lo imputa de haber encubierto la desaparición del cadáver de un militante de Tupamaros asesinado.

“Se pasó toda la campaña electoral pasada garganteando que él no se iba a escudar en los fueros y que cuando la justicia lo convocara iba a ir, pero ahora la justicia lo está convocando y se está escudando en cualquier argumento, tratando de escabullirse del peso de la justicia”, recalcó el secretario general del Partido Comunista de Uruguay (PCU), Juan Castillo, al referirse a las maniobras del senador Guido Manini Ríos para evitar su desafuero.
Vale recordar que la solicitud de desafuero fue tramitada por el fiscal Rodrigo Morosoli, que investiga la responsabilidad de Manini Ríos en un caso de omisión de denuncia de hechos delictivos.
Concretamente se lo imputa de ese delito en el caso del ex teniente coronel José Nino Gavazzo, quien confesó haber hecho desaparecer el cuerpo del militante tupamaro Roberto Gomensoro, durante la dictadura militar que se extendió entre 1973 y 1985.
Así las cosas, desde el Frente Amplio (FA), se suman las voces que cuestionan al oficialismo que sigue evitando pronunciarse respecto al desafuero del líder de Cabildo Abierto (CA). “Habría un pacto entre integrantes de la coalición para garantizar la impunidad de Manini Ríos”, denunció el diputado por el PCU, Gerardo Núñez, quien señaló que “estamos a la espera de que se defina el Partido Nacional” que es la fuerza del presidente Luis Lacalle Pou, aliada a CA.
Tras lo que destacó que los fueros “son muy importantes porque son una herramienta de protección democrática y sobre todo cuando se es oposición se pensó de esa manera, pero de ninguna manera puede amparar actividades delictivas de los legisladores”.
Por su parte, el senador por el FA, Enrique Rubio, hizo hincapié en que “hay méritos de sobra para votar el desafuero” añadió que la postura de la bancada frenteamplista está decidida desde que el pedido de desafuero ingresó a la legislatura: “votaremos el desafuero de Manini Ríos”. Y, en tal dirección, anticipó que “vamos a tener una postura como bancada sin fisuras”.
Manini Ríos es el principal aliado del presidente Lacalle Pou, pero antes fue comandante en jefe del Ejército, cargo del que fue destituido por el entonces mandatario uruguayo, Tabaré Vázquez, después de que el oficial se manifestara públicamente contra de la reforma del sistema de pensiones militares. Poco antes había hecho pública sus críticas a fallos judiciales por violaciones a los derechos humanos perpetrados durante la dictadura.
Ya como senador, este año, propuso restaurar la Ley de Caducidad por la que se consagraba la impunidad de represores que perpetraron crímenes de lesa humanidad durante la última dictadura en Uruguay. En ese momento, el diputado Núñez calificó a la idea como una “pulseada contra la democracia”. Al parecer, la pulseada continúa.