Condenas en San Rafael

DDHH
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Son cinco los genocidas que la semana pasada fueron encontrados culpables de haber perpetrado privaciones ilegales de la libertad, tormentos y homicidios sobre veinticinco personas en esta localidad mendocina.

La semana pasada, cinco genocidas ex militares y ex policías, fueron encontrados culpables por haber perpetrado privaciones ilegales de la libertad, tormentos y homicidios sobre veinticinco personas, por lo que fueron condenados en un juicio que llevó a cabo el Tribunal Oral Federal 2 que tiene su sede en la localidad mendocina de San Rafael.

Norberto Mercado, Oscar Raúl Pérez y Mario Guillermo Ocampo recibieron la pena de prisión perpetua, mientras que Luis Eduardo Di Filippo debe purgar doce años de prisión y Luis Ricardo Rizo Avellaneda ocho. En el mismo proceso fue absuelto el restante acusado, Aníbal Guevara.

Durante el juicio que comenzó el 21 de abril de 2021, quedó acreditada la responsabilidad penal de los condenados en hechos de lesa humanidad que fueron perpetrados durante la última dictadura, tales como homicidios, desapariciones forzadas de personas, privaciones ilegítimas de la libertad y tormentos.

Durante el debate de focalizó la atención en diferente operativos de detención que fueron llevados adelante por militares y policías, entre febrero y marzo de 1976, en barrios populares de San Rafael.

En su fallo, el Tribunal rechazó los pedidos de nulidad presentados por las defensas y dejó en claro que todos los delitos juzgados en este proceso son de lesa humanidad, al tiempo que fueron cometidos en el contexto del delito internacional del genocidio, por lo que son imprescriptibles.

La audiencia final tuvo por escenario a la Facultad de Ciencias Aplicadas a la Industria de la Universidad Nacional de Cuyo, donde entre otros, estuvo presente la Liga Argentina por los Derechos Humanos, desde donde se hizo hincapié en que este juicio, que es el cuarto celebrado en Mendoza por delitos de lesa humanidad, es producto de “la resistencia al olvido, la lucha contra la impunidad y la búsqueda hasta el infinito de la verdad”.

Y, en este sentido, celebró que la ciudad de San Rafael haya avanzado “defendiendo la memoria” ya que, recalcó, “los juicios por delitos de lesa humanidad tratan de reparar, castigar y, sobre todo, sanar lo que las personas no podremos ni con mil vidas” porque “es una lesión a la humanidad lo que se juzga en Argentina, son delitos contra pueblos enteros de toda la Patria Grande”.