Sidebar

[Offcanvas] Navegación superior

23
Jue, May
90 New Articles

País
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

El intendente de Mar del Plata se opone a que el Estado ceda un predio en desuso para llevar adelante el desarrollo de una colonia agroecológica en Chapadmalal.

“No extraña para nada esta actitud de Montenegro, ya que siempre sigue la misma línea que Macri y no se diferencia en nada de los planteamientos del macrismo a nivel nacional”, señaló el titular del Partido Comunista de Mar del Plata al referirse a la postura adoptada por el intendente local ante la decisión de la Agencia de Administración de Bienes del Estado (ABE) de otorgar la custodia de un campo de 140 hectáreas para que se lleve adelante el desarrollo de una colonia agroecológica en Chapadmalal.

El predio cuyo propietario es el Estado Nacional está en desuso hace varias décadas y por medio de un convenio, la ABE lo cedió gratuitamente a la Asociación Civil Tercer Tiempo, Escuela de Fútbol y Huerta Comunitaria “a los fines de su custodia, preservación e iniciar trabajos de limpieza y mejoras”, así como para el emplazamiento de chacras productivas con viviendas para las familias productoras y el desarrollo de un campo baleario.

Pero pese a esto, Guillermo Montenegro acusó al Gobierno de “regalar tierras con fines político-partidarios” y tras advertir que se trata de un hecho grave, sostuvo que “mientras los marplatenses trabajan para progresar y hacer crecer a la ciudad, otros proponen regalar tierras, con fines político partidarios, haciendo las cosas de forma totalmente ilegítima”. Tras lo que amenazó que “estamos en contacto con los vecinos, trabajando con las Fuerzas de Seguridad y la Justicia para frenar estas acciones que no avalamos de ninguna manera”.

Frente a esto Ferrer recordó que el intendente Montenegro “es el mismo que cuando el Club Aldosivi, que es el club de los grandes patrones de pesca, usurpó parte de la reserva natural del puerto para construir su cancha, no ha movido un dedo porque siempre actúa en función de los grandes empresarios y sin aceptar otra lógica que no sea la del mercado”.

Por lo que “no extraña absolutamente nada esta actitud de Montenegro que sigue la misma línea que Macri, no se diferencia en nada de lo que hace el macrismo en todo el país” y definió al jefe comunal como “un liberal, conservador, ortodoxo que considera que cualquier cosa en la que intervenga el Estado para beneficiar al pueblo es un gasto innecesario”. Y advirtió que “Montenegro representa a sectores que creen que el Estado tiene que existir solamente para defender los intereses de la clase capitalista”.