Europa
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

El gobierno que encabeza Rishi Sunak, presentó una iniciativa que prevé que las personas que ingresen a territorio británico a bordo de embarcaciones pequeñas no tendrán opción a solicitar asilo y serán arrestadas.

“Las personas que buscan construir una nueva vida en Gran Bretaña están siendo atacadas por aquellos que quieren dividirnos”, advirtió el dirigente del Partido Comunista Británico (PCB), Tony Conway, al referirse al Proyecto de Ley presentado la semana pasada por el premier, Rishi Sunak, que prevé que las personas que ingresen al Reino Unido a bordo de embarcaciones pequeñas no tendrán opción a solicitar asilo y serán arrestadas.

La iniciativa que ahora considera el Parlamento, fue expuesta por Sunak y la titular del Ministerio del Interior, Suella Braverman, quien hizo hincapié en que “los inmigrantes que lleguen ilegalmente serán expulsados en cuestión de semanas, ya sea a su propio país o a un tercer país seguro como Ruanda”, al tiempo que recalcó que “tampoco podrán hacer reclamaciones espurias sobre Derechos Humanos”.

Frente a esto, la representante para el Reino Unido del Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados, Vicky Tennant, dijo que la postura del primer ministro británico es “muy preocupante” y alertó que el proyecto es “una clara violación de la Convención del Refugiado” ya que plantea que “incluso personas que tengan reclamaciones muy convincentes, simplemente no tendrán la oportunidad de presentarlas”.

Así las cosas, Conway denunció que “el gobierno tory de Westminster, la extrema derecha y los grandes medios de comunicación están utilizando todas las armas para estigmatizar a los inmigrantes y solicitantes de asilo en lugar de abordar los problemas económicos y sociales reales a los que se enfrentan los trabajadores y sus familias”.

Cabe citar que Conway es coordinador de la Comisión Antirracismo y Antifascismo del PCB y recordó que hay en la actualidad 160 mil migrantes que esperan decisiones por parte del gobierno sobre su estatus migratorio, “pero sin embargo el setenta por ciento de todos los solicitantes de asilo tienen derecho a permanecer una vez que sus casos se consideran adecuadamente”. Y dijo que es preciso profundizar la campaña contra las leyes racistas de inmigración, asilo y nacionalidad de Gran Bretaña que lanzó el PCB junto a la Asociación de Trabajadores de la India, Solidaridad Laboral del Caribe y el Consejo de Trabajadores de Bangladesh.