Se constituyó el Registro Nacional de Comedores y Merenderos Comunitarios

País
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

El Frente Barrial de la CTA participó del anuncio de este proyecto del Ministerio de Desarrollo Social que contó con la presencia de múltiples organizaciones sociales, profesionales y académicos.

El Ministerio de Desarrollo Social lanzó el Registro Nacional de Comedores y Merenderos Comunitarios (ReNaCom) que según Daniel Arroyo “no es constituir una base de datos sino que sea la base de políticas sociales en tres líneas principales: reconocimiento del trabajo de miles de compañeras, la asistencia alimentaria a cada uno de ellos y la producción de alimentos hacia la soberanía alimentaria”.
El Frente Barrial de la CTA de Los Trabajadores estuvo presente en el anuncio de esta medida y señaló que la misma “constituye otra señal más de un Estado presente a favor de las mayorías que enfrentan al coronavirus con enormes muestras de solidaridad popular”.
Mario Miceli, militante del MTL de Cañuelas e integrante del Frente Barrial, enfatizó la importancia de la presentación del registro: “si bien las organizaciones tienen sus registros, ahora hay un reconocimiento social de los lugares donde se hacen merenderos y ollas populares, que sirve para mejorar las condiciones de los compañeros que trabajan en esos espacios”.

Una crisis que se acelera

Las organizaciones vecinales crearon ante la pandemia la Red de Comedores por una Alimentación Soberana, una iniciativa de las organizaciones barriales que tiene el objetivo de ayudar a miles de familias. El proyecto nació de la Unión de Trabajadores de la Tierra (UTT), que a principios del Aspo recibía pedidos de organizaciones sociales, comedores, merenderos, clubes y otras instituciones.
Tras la iniciativa Miceli señaló que “la red de comedores de la UTT permite mejorar la calidad de las comidas de los comedores. Más de doscientos comedores son parte de esa red”.
El también coordinador provincial del MTL insistió en los debates centrales ante la crisis que se profundizó con el Coronavirus.
“Seguimos en plena discusión para la asignación universal para los compañeros desocupados”, sostuvo Micheli y recordó que “desde el MTL insistimos que todos los programas de asistencia en la urgencia tienen que estar vinculados al trabajo, a la obra, no tiene que quedar solo en un plan social, sino que tiene que desplegar trabajo en el barrio para resolver situaciones habitacionales y de condiciones básicas como el agua”.
Tras lo que remarcó que “por eso insistimos en la necesidad del impuesto a la riqueza para que aporten a estos programas y que el acuerdo por la deuda no puede ser a costa del sacrificio del pueblo”.