Sidebar

[Offcanvas] Navegación superior

14
Dom, Abr
71 New Articles

Cultura
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Artistas de excelencia engalanaron el Ciclo los 150. “El espacio pensado en vida por Mercedes y seguido con amor forma parte de su legado”, señaló Teresa Parodi.

El Ciclo los 150, que se realizó en la Fundación Mercedes Sosa durante los días 4,5,6 y 7 de abril, puso en evidencia el compromiso artístico de dar continuidad a la labor de la Fundación creada por La Negra, que continuó Fabián Matus, su hijo, hasta su partida.

En ese camino, con el concurso de muchas voluntades, la hija de Fabián, Araceli Matus, sigue la fecunda labor artística de la Fundación y, en esa dirección se inscribe esta iniciativa en la que, como siempre, dijo presente el Centro de Estudios y Formación Marxista Héctor Agosti.

La Bruja Salguero, Mónica Abraham, Bruno Arias, Teresa Parodi, Julia Zenko, Javier Calamaro, Víctor Heredia, Peteco Carabajal, Alejandro Lerner, Kevin Johansen y León Gieco, fueron de la partida en un espacio que se redujo a solo 150 butacas, aunque el lugar daba para mucho más, el público desbordó y muchos se quedaron con las ganas.

Queda claro, entonces, que  la Fundación continúa en pie, así como que vendrán nuevas realizaciones.

Así lo corroboró Teresa Parodi, cuando al dialogar con Nuestra Propuesta, señaló que “éste es un ciclo absolutamente necesario, es un llamamiento que el espacio pensado en vida por Mercedes y seguido con amor, forme parte de su legado”.

Tras lo que explicó que “es un espacio abierto a todos, por lo que representa para todo el pueblo esta artista fundante y fundamental para nuestro país” y lamentó que sólo se autorizaran 150 localidades pese a que la capacidad del sitio excede largamente esa restricción.  “Es injusta la limitación del espacio a solo 150 lugares”, recalcó.

De la misma manera se expresó Víctor Heredia, otro de los destacados partícipes de la juntada, cuando le dijo a NP que “estos emprendimientos tienen el fin principal de preservar la memoria de una mujer que engalanó la cultura con su propuesta, que defendió los derechos humanos y a los pueblos originarios”, por eso “es preciso que tenga el lugar que le corresponde, que el espacio pueda subsistir y que tenga oportunidad de seguir creciendo”.