Sidebar

[Offcanvas] Navegación superior

14
Dom, Abr
72 New Articles

Mundo
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

En Chile, el jefe comunal de Recoleta, Daniel Jadue, fue amenazado de muerte y la diputada Lorena Pizarro fue objeto de un acto de amedrentamiento.

“Obedece a quienes cada día alientan el anticomunismo”, señaló el jefe comunal de Recoleta, Daniel Jadue, al referirse a la amenaza de muerte que sufrió la semana pasada a lo que se suma el “acto de amedrentamiento y amenaza hacia mí y hacia mi familia” que denunció la diputada Lorena Pizarro.

Aunque no es la primera amenaza de este tipo que sufre Jadue, la sincronía de los episodios y el hecho de que ambos se objetivaran contra dirigentes del Partido Comunista de Chile (PCCh), hace que se enciendan luces de alarma ya que despeja la posibilidad de que se trate de hechos aislados.

En esta oportunidad, el autodenominado “movimiento Chile libre” es quien se atribuye la amenaza. Esta banda distribuyó un comunicado donde dice: “Jadue. Ignorante y Provocador Palestino CTM. No te atrevas a dar más opiniones provocadoras violentista hijo de p…Te llegará la hora. No te atrevas a entregar apoyo a los puerkos venezolanos y colombianos porque desbordan tu comuna lo que debes hacer es mandar a todos los ilegales y de mal vivir patitas a sus porquería de países”.

Como se ve, este grupo no se priva de expresar su odio, xenofobia, intolerancia e ideología anticomunista, tal como lo sostuvo Jadue quien, al respecto, hizo una presentación judicial ya que, resaltó “esos son los discursos que hay que parar”.

Por su parte, el viernes pasado, la diputada Lorena Pizarro hizo pública que “sujetos no identificados entraron a mi domicilio” donde, “ante la ausencia de gente, descerrajaron la puerta y dieron vuelta todo…sin embargo, no se llevaron nada, ni computadores, ni electrodomésticos ni objetos personales”.

Esto indica que el robo no fue la intención de quienes perpetraron el hecho, por lo que la integrante de la bancada del PCCh de la cámara baja, planteó que “claramente fue un acto de amedrentamiento y amenaza hacia mí y hacia mi familia” algo que, lamentó, “nos hace recordar los tiempos de dictadura”.

Con este telón de fondo, su compañera de bloque, Nathalie Castillo, advirtió que se está ante “una arremetida cargada de odiosidad y censura que no es nueva, pero que resurge desde la fracasada candidatura de José Antonio Kast y el triunfo del rechazo por parte de la derecha y ultraderecha en todos sus espacios de acción”.

Algo que “se ha evidenciado de forma sistemática en el debate público, a través de discursos negacionistas en el Congreso, en los medios hegemónicos y en las redes sociales” que, alertó, no es sólo contra los comunistas “sino también contra las mujeres, disidencias y activismos de los derechos humanos”.