Sidebar

[Offcanvas] Navegación superior

26
Dom, May
87 New Articles

DDHH
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

La Plataforma Latinoamericana y Caribeña de Solidaridad con el Pueblo Saharaui rechazó la elección de Rabat como sede de un encuentro previo al Foro Mundial de Derechos Humanos que tendrá lugar en Buenos Aires.

La Liga Argentina por los Derechos Humanos (Ladh), es uno de los organismos que denunció que Marruecos intenta manipular tercer Foro Mundial de Derechos Humanos, que tendrá lugar en Buenos Aires, del 20 al 24 de marzo, y que lo hace “para justificar ocupación ilegal del Sahara Occidental”.

Lo hizo por medio de una declaración suscripta por la Plataforma Latinoamericana y Caribeña de Solidaridad con el Pueblo Saharaui que, por la Ladh, lleva la firma de Nora Podestá, en la que se cuestiona la elección de Rabat como sede de uno de los preforos que se vienen efectuando de cara a la actividad que se va a hacer en la capital de Argentina.

La Plataforma rechaza que Marruecos sea anfitrión de esa iniciativa, ya que presenta “profundas contradicciones éticas, políticas y jurídicas” con los ideales que defienden los Derechos Humanos. Este tipo de encuentros “son espacios para que las organizaciones de la sociedad civil, entre ellas las asociaciones y comités de amistad y solidaridad con el pueblo saharaui, expongamos nuestras causas y tejamos alianzas para la promoción y defensa de los derechos humanos, a nivel regional y global”, recordó.

Y en este sentido, lo que denunció que ese reino mantiene una invasión sobre el territorio de la República Árabe Saharaui Democrática desde 1975 y que lo hace en abierta violación a la legalidad internacional expresada en la Carta de la ONU y el Estatuto de la Corte Internacional de Justicia de La Haya.

Por otra parte hace lo propio con “las graves y sistemáticas violaciones a los Derechos Humanos del pueblo saharaui” que perpetra “este régimen monárquico, feudal y autoritario” que sostiene “una expoliación cotidiana de los recursos naturales del Sahara Occidental en beneficio propio, sin el consentimiento del pueblo saharaui, despojándolo de los medios para sostener una vida en dignidad”.

De ahí que repudie la actitud del Centro Internacional para la Promoción de los Derechos Humanos que fue responsable de organizar esta actividad “en un país que nunca ha respetado los derechos humanos” en el Sahara Occidental ni en hacia adentro de sus propias fronteras. Y fue claro al hacer hincapié en que, de esta manera, se pretende “blanquear la imagen de esta monarquía feudal y su responsabilidad internacional por las graves y sistemáticas violaciones a los derechos humanos”.